La Ermita. Rito hispano-mozárabe

 

EL OFICIO DIVINO O LITURGIA DE LAS HORAS

Breviario

 

HYMNUS / HIMNO

Laudes sanctorum Martyrum (1)
(Matutini de sanctis, vel plurimorum martyrum præcipuis, vel solemnibus. In Laudibus / Oficio matutino de santos o de varios mártires; de especial relevancia. Laudes)

   Laudes sanctorum Martyrum,
Quos sacra fecit passio
Christi conformes glori
Puris canamus cordibus:

   Quos de futuris præmiis
Securos cœli milites,
Nec mundi movit vanitas,
Nec terror fregit impius

   Non tenebrosi carceres,
Onus cervicis ferreum,
Non manicæ, vel compedes
Mentium mutarunt gaudia.

   Æterni fontis etiam
Semel rigati poculo,
Sitim præsentis temporis
Refrigerabat Spiritus.

   Negato pane fortius,
Non famem sentit sanctitas;
Quos pascit verbo solito
Fide bibebant uberes.

   Cordis probato robore,
Velantes tot molestias
Agon suscepit publicus
Vitam petentes Martyres.

   Sic Sancti, quos non fregeram
Carcer, fames, et vincula,
Alacres in supplicia
Mundi vicerunt Principem.

   Suum factorem Dominum
Christum secuti Martyres,
Post ignes, cruces, gladios,
Æternis florent præmiis.

   Deo Patri sit gloria,
Ejusque soli Filio,
Cum Spiritu Paraclito,
In sempiterna sæcula.
   Amen.

 

   Cantemos con corazones puros
las alabanzas de los santos mártires,
a quienes su sagrada pasión
hizo semejantes a la gloria de Cristo.

   A quienes, seguros de las futuras recompensas
como soldados del cielo
ni movió la vanidad del mundo
ni quebrantó el terror impío.

   Ni las tenebrosas cárceles
y el peso del hierro sobre sus cuellos,
ni las esposas de sus manos o los grilletes de sus pies
cambiaron los gozos de su alma.

   Al contrario, bañados para siempre
con el agua de la fuente eterna,
su espíritu saciaba la sed
del tiempo presente.

   Aun habiéndosele negado completamente el pan,
la santidad no siente hambre,
aquellos a quienes alimenta habitualmente
la palabra vivían llenos de fe.

   Probada la fortaleza de su corazón
mientras combatían tantos sufrimientos,
la lucha pública por la fe
recibió a los mártires que buscaban la vida.

   De este modo los santos,
a quienes no habían quebrantado
la cárcel, el hambre y las cadenas,
alegres en el suplicio vencieron al príncipe del mundo.

   Siguiendo los mártires a su hacedor,
Cristo el Señor, después de fuegos,
tormentos y espadas
florecen en las eternas recompensas.

   A Dios Padre la gloria
y con él solo al Hijo
y al Espíritu Santo,
por los siglos eternos.
   Amén.

1. Breviarium Gothicum, f. CLXV.
Traducción (excepto doxología final): Castro Sánchez, José (introducción, traducción, índices y notas) - García Ruiz, Emilio (col.), Corpus christianorum in translation, 19. Himnodia Hispánica. Ed. Brepols, Turnhout 2014, p. 489.

Se recuerda que hasta la fecha no existe traducción oficial de Breviario.

Volver

 

Índice himnosInicio página

© La Ermita - España MMIII-MMXVI