La Ermita. Rito hispano-mozárabe

 

EL OFICIO DIVINO O LITURGIA DE LAS HORAS

Breviario

 

HYMNUS / HIMNO

Sanctorum meritis inclyta gaudia (1)
(Officium sive historia plurimorum martyrum. Sex capparum. Ad Vesperos / Oficio de varios mártires; seis capas. Vísperas.
Officium plurimorum martyrum. Quatuor capparum /
Oficio de varios mártires; cuatro capas. Vísperas.
Officium plurimorum martyrum. Duarum capparum vel novem lectionum /
Oficio de varios mártires; dos capas o nueve lecciones. Vísperas.
Horæ, sive historia plurimorum confessorum /
Oficio de varios confesores. Vísperas.

   Sanctôrum méritis ínclyta gáudia
Pangâmus sócii, gestâque fórtia:
Nam gliscit ánimus prómere cántibus
      Victôrum genus óptimum.

   Hi sunt quos rétinens mundus inhórruit:
Ipsum nam stérili flore per áridum
Sprevêre pénitùs, têque secúti sunt,
      Rex Christe bone cœlitùs.

   Hi pro te fúrias, atque ferócia
Calcárunt hóminum, sævâque vérbera:
Cessit his lácerans fórtitèr úngula
      Nec carpsit penetrália.

   Cædúntur gládiis more bidéntium:
Non murmur résonat, non querimónia;
Sed corde tácito mens benè cónscia
      Consérvat patiéntiam.

   Quæ vox, quæ póterit lingua retéxere,
Quæ tu Martýribus múnera præparas?
Rubri nam flúido sánguine láureis
      Ditántur benè fúlgidis.

   Te summa Déitas, únaque póscimus,
Ut culpas ábluas, nóxia súbtrahas,
Des pacem fámulis, nobísque glóriam
      Per cuncta tibi sæcula.
   Amen.

   Cantemos y aplaudamos congregados
De los Santos los hechos valerosos,
Las hazañas y gozos elevados,
Que ya gozan felices y dichosos;
Pues el alma se alegra en los loores
Que entona a tan ilustres vencedores.

   Estos son los que fueron en el mundo
Del mundo neciamente aborrecidos;
Mas a él como seco e infecundo,
Sin flores y sin frutos producidos ,
Los que siguen tu nombre, dan de mano,
Oh Jesus Rey del Cíelo soberano.

   De los hombres las furias y amenazas,
Los crueles azotes no temieron:
Las uñas, escorpiones y tenazas
A su valor y esfuerzo se rindieron:
Y en medio de las penas mas terribles
Sus pechos se mostraron invencibles.

   Con rígidas espadas los feroces
Verdugos los degüellan cual ovejas,
Sin oirse el murmullo de sus voces,
Ni escucharse los ayes de sus quejas;
Antes sus almas llenas de contento
Conservan la paciencia y sufrimiento.

   ¿Qué voz habrá que pueda con razones
Explicar la grandeza de los bienes,
De las dichas, los premios y los dones
Que en el Cielo a los Mártires previenes?
Pues con su propia sangre rubricados
Son con bellas guirnaldas coronados.

   Pedímoste, Señor y Dios piadoso ,
Nos perdones los yerros cometidos,
Apartes de nosotros lo dañoso,
Y des paz a tus siervos mas rendidos :
Para que te cantemos dulcemente
La gloria y alabanza eternamente.
   Amen.

1. Breviarium Gothicum, f. CLXII. Traducción: Sorazábal, Juan Bautista, Poesía sagrada, himnos del Breviario Romano, &c. Impr. Manuel Martín, Madrid 1777, pp. 205; 207; 209.

Volver

 

Índice himnosInicio página

© La Ermita - España MMIII-MMXV