La Ermita. Rito hispano-mozárabe

TEXTOS LITÚRGICOS

RITO HISPANO-MOZÁRABE

Textos propios de la Misa de los santos Babilas y los tres niños, mártires

 

Misa en Rito Hispano-Mozárabe


 

Prælegendum / Canto de entrada Esd IV 2,23; Sal 113,15
Dabo sanctis meis primam sessiónem, allelúia, in resurrectióne ætérna; et exquíram illos in gáudio meo.
Et lux perpétua lucébit eis, allelúia; et ætérnitas tempórum præparáta est, allelúia, allelúia.
A mis santos les daré un lugar preeminente, aleluya, en la resurrección eterna; y compartirán mi alegría.
Resplandecerá en ellos una luz constante, aleluya; y poseerán la eternidad que les he preparado, aleluya, aleluya.
V/. Benedícti vos a Dómino, qui fecit cælum et terram.
R/. Et lux perpétua lucébit eis, allelúia; et ætérnitas tempórum præparáta est, allelúia, allelúia.
V/. Glória et honor Patri et Fílio et Spirítui Sancto in sæcula sæculórum. Amen.
R/. Et lux perpétua lucébit eis, allelúia; et ætérnitas tempórum præparáta est, allelúia, allelúia.
V/. Benditos seáis del Señor, que hizo el cielo y la tierra.
R/. Resplandecerá en ellos una luz constante, aleluya; y poseerán la eternidad que les he preparado, aleluya, aleluya.
V/. Gloria y honor al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, por los siglos de los siglos. Amén.
R/. Resplandecerá en ellos una luz constante, aleluya; y poseerán la eternidad que les he preparado, aleluya, aleluya.

Inicio página

Oratio post Gloriam / Oración después del Gloria

Beatissimórum mártyrum tuórum Bábilæ et trium puerórum præsídiis animáti, fida ad Dóminum nostrum pergat orátio.
Ut quórum in hoc sæculo gloriósum celebrámus triúmphum, eórum in ætérnum précibus adiuvémur.

R/. Amen.

Animados por el patrocinio de los santos mártires Babilas y los tres niños, oremos confiadamente al Señor para que los que en este tiempo celebramos su triunfo glorioso, seamos ayudados por sus preces para obtener la eternidad.
R/. Amén.
Per misericórdiam tuam, Deus noster, qui es benedíctus et vivis et ómnia regis in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Por tu misericordia, Dios nuestro, que eres bendito y vives y todo lo gobiernas, por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página


LITURGIA VERBI / LITURGIA DE LA PALABRA (2)

Quære in Communi plurimorum Martyrum, pp. 225, 228 et 231 / Se toma del Común de varios Mártires, pp. 225, 228 o 231

Prophetia / Profecía Sab 11,2-4; 10,17-20
Léctio libri Sapiéntiæ.
R/. Deo grátias.
Lectura del libro de la Sabiduría.
R/. Demos gracias a Dios.
Hæc dicit Dóminus:

Sancti iter fecérunt per desérta, quæ non habitabántur,
et in locis ínviis fixérunt casas;
stetérunt contra hostes
et de inimícis se vindicavérunt.
Sitiérunt et invocavérunt te;
et data est illis aqua de petra altíssima,
et remédium sitis de lápide duro.

Réddidit sanctis mercédem labórum suórum
et dedúxit illos in via mirábili
et fuit illis in velaménto diéi
et in luce stellárum per noctem.

Tránstulit illos per mare Rubrum
et transvéxit illos per aquam nímiam;
inimícos autem illórum demérsit
et ab altitúdine abýssi edúxit illos.

Ídeo iusti tulérunt spólia impiórum
et decantavérunt, Dómine , nomen sanctum tuum
et victrícem manum tuam laudavérunt unanímiter.

R/. Amen.

Esto dice el Señor:

Los santos atravesaron un desierto inhóspito
y acamparon en parajes intransitables.
Hicieron frente a sus enemigos
y rechazaron a sus adversarios.
Tuvieron sed y te invocaron:
de una roca escarpada se les dio agua
y de una piedra dura remedio para su sed.

Dio a los fieles la recompensa por sus trabajos,
los condujo por un camino maravilloso,
fue para ellos sombra durante el día
y resplandor de estrellas por la noche.

Les abrió paso a través del mar Rojo
y los condujo a través de aguas caudalosas;
sumergió a sus enemigos
y luego los sacó a flote desde lo hondo del abismo.

Por eso los justos despojaron a los impíos,
cantaron himnos, Señor, a tu santo nombre
y celebraron a coro tu mano vencedora.

R/. Amén.

Inicio página

Psallendum / Salmo de meditación Sal 91,13-14.2
Sancti tui, Dómine, sicut palma florébunt; plantáti in domo tua, Dómine. El justo crecerá como la palmera, plantado en la casa del Señor.
V/. Bonum est confitéri Dómino, et psállere nómini tuo, Altíssime.
R/. Plantáti in domo tua, Dómine.
V/. Es bueno dar gracias al Señor y tañer para tu nombre, oh Altísimo.
R/. Plantado en la casa del Señor.

Inicio página

Apostolus / Apóstol 2Cor 5,1-5.6-8 (3)
Epístola Pauli apóstoli ad Corínthios secúnda.
R/. Deo grátias.
Lectura de la segunda carta del Apóstol Pablo a los corintios.
R/. Demos gracias a Dios.
Fratres:

Scimus enim quóniam, si terréstris domus nostra huius tabernáculi dissolvátur, ædificatiónem ex Deo habémus domum non manufáctam, ætérnam in cælis.

Nam et in hoc ingemíscimus, habitatiónem nostram, quæ de cælo est, superíndui cupiéntes, si tamen et exspoliáti, non nudi inveniámur.

Nam et, qui sumus in tabernáculo, ingemíscimus graváti, eo quod nólumus exspoliári, sed supervestíri, ut absorbeátur, quod mortále est, a vita.

Qui autem effécit nos in hoc ipsum, ígitur et sciéntes quóniam, dum præséntes sumus in córpore, peregrinámur a Dómino; per fidem enim ambulámus et non per spéciem. Audémus autem et bonam voluntátem habémus magis peregrinári a córpore et præséntes esse ad Dóminum.

 R/. Amen.

Hermanos:

Sabemos que si se destruye esta nuestra morada terrena, tenemos un sólido edificio que viene de Dios, una morada que no ha sido construida por manos humanas, es eterna y está en los cielos.

Y, de hecho, en esta situación suspiramos anhelando ser revestidos de la morada que viene del cielo, si es que nos encuentran vestidos y no desnudos.

Pues los que vivimos en esta tienda suspiramos abrumados, por cuanto no queremos ser desvestidos sino sobrevestidos para que lo mortal sea absorbido por la vida

Y el que nos ha preparado para esto es Dios. Así pues, llenos de buen ánimo y sabiendo que, mientras habitamos en el cuerpo, estamos desterrados lejos del Señor, caminamos en fe y no en visión. Pero estamos de buen ánimo y preferimos ser desterrados del cuerpo y vivir junto al Señor.

R/. Amén.

Inicio página

Evangelium / Evangelio Mt 10,16-22
Léctio sancti Evangélii secúndum Matthæum.
R/. Glória tibi, Dómine.
Lectura del Santo Evangelio según san Mateo.
R/. Gloria a ti, Señor.

In illo témpore:

Dóminus noster Iesus Christus loquebátur discípulis suis dicens: «Ecce ego mitto vos sicut oves in médio lupórum; estóte ergo prudéntes sicut serpéntes et símplices sicut colúmbæ.

Cavéte autem ab homínibus; tradent enim vos in concíliis, et in synagógis suis flagellábunt vos; et ad præsides et ad reges ducémini propter me in testimónium illis et géntibus. Cum autem tradent vos, nolíte cogitáre quómodo aut quid loquámini; dábitur enim vobis in illa hora quid loquámini. Non enim vos estis, qui loquímini, sed Spíritus Patris vestri, qui lóquitur in vobis.

Tradet autem frater fratrem in mortem, et pater fílium; et insúrgent fílii in paréntes et morte eos affícient. Et éritis ódio ómnibus propter nomen meum; qui autem perseveráverit in finem, hic salvus erit».
R/. Amen.

En aquel tiempo:

Nuestro Señor Jesucristo hablaba con sus discípulos y les decía: «Mirad que yo os envío como ovejas entre lobos; por eso, sed sagaces como serpientes y sencillos como palomas.

Pero ¡cuidado con la gente!, porque os entregarán a los tribunales, os azotarán en las sinagogas y os harán comparecer ante gobernadores y reyes por mi causa, para dar testimonio ante ellos y ante los gentiles. Cuando os entreguen, no os preocupéis de lo que vais a decir o de cómo lo diréis: en aquel momento se os sugerirá lo que tenéis que decir, porque no seréis vosotros los que habléis, sino que el Espíritu de vuestro Padre hablará por vosotros.

El hermano entregará al hermano a la muerte, el padre al hijo; se rebelarán los hijos contra sus padres y los matarán. Y seréis odiados por todos a causa de mi nombre; pero el que persevere hasta el final, se salvará».

R/. Amén.

Inicio página

Laudes Sab 19,9 (4)
Allelúia. Aleluya.
V/. Ambulábunt sancti gaudéntes, velut agni pleni páscuæ.
R/. Allelúia.
V/. Estarán los santos gozosos, como corderos saciados.
R/. Aleluya.

Inicio página

Sacrificium / Canto del Ofertorio Is 56,5; 66,20-21
Hæc dicit Dóminus:
Dabo serviéntibus mihi nomen novum quod benedicétur super terram; et benedícent me iurántes in nómine meo, et pronuntiábunt glóriam meam in civitáte sancta Ierúsalem, allelúia.
Esto dice el Señor:
Daré a los que me sirven un nombre nuevo que será bendito por toda la tierra; me honrarán los que juran en mi nombre y pronuncian mi alabanza, en la ciudad santa, Jerusalén, aleluya.
V/. Addúcent fratres suos de univérsis locis, ut ófferant munus Dómino in psalmis et cánticis; et cum intúlerint mihi hóstias, sumam ex eis sacerdótes et levítas, qui adórent me et benedícant nomen meum super altáre meum.
R/. In civitáte sancta Ierúsalem, allelúia.
V/. Traerán a sus hermanos de todas las ciudades para ofrecer dones al Señor, con salmos y cantos, y cuando me presenten sus hostias tomaré de entre ellos sacerdotes y levitas que me adoren y bendigan mi nombre sobre mi altar.
R/. En la ciudad santa, Jerusalén, aleluya.

Inicio página

Oratio Admonitionis / Monición sacerdotal

Adest, dilectíssimi fratres, prætiósæ mortis Bábilæ triúmque puerórum referéntis anni gloriósa illa celebritátis recúrsio, in qua licet ómnibus exsultáre convéniat, cóndecet tamen ut eórum trophæa prædicáre ora mortálium non desístant.

Hic enim Bábilas est, qui præsulátus honóre potíssimus, erudítor plébium, caputque insígne et venerábile clericórum ex grege commísso partem sui labóris præviam oblatiónem Christo Dómino óbtulit consecrándam; cum ætérno trium infántium de proféctu sollícitus, quos stúdio docéndi instrúxerat, pastoráli sollicitúdine ad passiónem cohórtat; ut cum eis qui eius obœdíerant verbo, uno passiónis potirétur triúmpho.

Proínde in horum amóre totus noster excitétur afféctus, et lamentábilis exsúrgat conféssio.
Id præcípue omnipoténti Dómino supplicántes, ut vita nostra et horum imitatióne profíciat, et ad sempitérnam glóriam remuneratúra pervéniat.

R/. Amen.

Celebremos, hermanos queridos, la gloriosa festividad de la preciosa muerte de Babil y los tres niños, que cada año nos trae con los giros del tiempo, en la cual conviene que todos nos alegremos, de forma que nuestros labios mortales no dejen de aclamar su triunfo.

Pues éste es aquel Babil, de glorioso pontificado, maestro de los pueblos, y cabeza insigne y venerable de los clérigos del rebaño que tenía encomendado.
Ofreció a Cristo una parte de su trabajo, como oblación para ser ofrecida en sacrificio, cuando solícito del bien eterno de los tres niños, a los que había instruido con su dedicación a la enseñanza, los exhortó al martirio con pastoral solicitud, para asociar al triunfo de su martirio a los que siempre habían obedecido sus palabras.

Así pues, que nuestro afecto les junte en un mismo amor, surja espontánea la manifestación de nuestras debilidades, suplicando sobre todo a Dios omnipotente, que nuestra vida halle provecho en su imitación, y llegue para ser premiada a la gloria sempiterna.
R/. Amén.

Auxiliánte sua misericórdia, qui vivit cum Deo Patre, et regnat cum Spíritu Sancto, unus Deus, in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Por el auxilio de la misericordia de aquel que vive con Dios Padre, y reina con el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos.
R/.
Amén.

Inicio página

Alia / Oración entre los Dípticos

Deus, qui es collátor dignitátum, attribútor bonórum et sanctificátio sacerdótum; quo accínctus ac roborátus Bábilas sacérdos tuus Ecclésiam tuam, quam tuéndam accéperat, exémplo érigit, doctrínis erúdit, aditúmque domus tuæ Numeriáno locum sanctum calcáre volénti exímius palæstra repugnatúrus obstrúsit; quo per hoc subiécto gregi obserátis iánuis manéret tuta custódia, per quod a divínis fóribus persequéntis foret potéstas elimináta.

Assíste précibus supplicántis famíliæ tuæ, ut mártyris tui prece inimíci suggéstio introeúndi in nostris córdibus non hábeat facultátem; quo secúri intra sinum sanctæ Ecclésiæ residéntes, ita claustris domínicis habeámur muníti, ut corréctis nobis non páteat ultérius via errándi; quátenus per angústum gradiéntes iustítiæ callem, regiónis ætérnæ mereámur latitúdinem introíre.
R/. Amen.

Dios que confieres las dignidades, otorgas las cosas buenas, y eres la santificación de los sacerdotes, fortalecido por su unión contigo, Babil, tu sacerdote, edifica con su ejemplo y educa con su doctrina a la Iglesia, que había recibido para defenderla, y por ello impidió el paso a tu casa de Numeriano, que quería hollar el lugar sagrado, demostrando así nuestro mártir su valentía al oponerse a tal acto; de forma que por este hecho,
e mantuviera la seguridad de la grey tras las puertas cerradas, en tanto que la prepotencia del perseguidor quedaba excluida del recinto sacro.

Acoge las súplicas de tu familia, y por la intercesión de tu mártir, que la sugestión del enemigo no pueda entrar en nuestros corazones; así seguros, viviendo en el seno de la santa Iglesia, de tal manera nos sintamos protegidos en los claustros del Señor, que una vez corregidos, no quede abierto para nosotros el camino del error, sino que, avanzando por la senda estrecha de la santidad, merezcamos entrar en la magnificencia de la región eterna.
R/. Amén.

Per misericórdiam tuam, Deus noster, in cuius conspéctu sanctórum Apostolórum et Mártyrum, Confessórum atque Vírginum nómina recitántur.
R/. Amen.
Por tu misericordia, Dios nuestro, en cuya presencia recitamos los nombres de los santos Apóstoles y Mártires, Confesores y Vírgenes.
R/. Amén.

Inicio página

Post Nomina / Oración después de los Dípticos

Ecce antístes veríssimus et martyr tuus Bábilas incomparábili illo tuæ, Christe, dilectiónis afféctu permótus gliscit ánimo, exsúltat voto, ac laudatiónis iocundátur tripúdio, quod pro tuo nómine boiárum pondéribus illigátus, pedibúsque revínctus in rota, quasi luitúrus quod proféssus fúerat, iubétur urbe monstrári; quo pótius plus inde súmeret gáudii, quod fúerat pro tuo nómine dignus esset contuméliam pati.

Ob hoc in tanti mártyris gloriósæ celebritátis sollemnitáte offeréntes tibi, Christe, sacrifícium humiliáti cordis, et vivórum vota offérimus, et sepúltis réquiem flagitámus; rogántes, ut qui mártyrem tuum líberum effecísti ab illátis supplíciis, et vivéntes et defúnctos a torméntis éruas et præséntibus et futúris.
R/. Amen.

Mira, Cristo, cómo tu auténtico obispo y mártir Babil, llevado por el incomparable afecto de tu amor, se crece en ánimo, se goza en el propósito, e inicia alegre una danza de acción de gracias, porque por tu nombre le colocaron en el cuello la argolla pesada de los delincuentes.
Sujeto por los pies a una carreta, se ordena mostrarle al pueblo, como para que pagara por lo que había enseñado, pero ello le dio ocasión de mayor gozo, porque había sido digno de padecer el escarnio por tu nombre.

Por eso, en la solemnidad gloriosa de tan gran mártir, ofreciéndote, Cristo, el sacrificio del corazón humillado, te hacemos presentes los buenos deseos de los vivos, e imploramos el descanso para los difuntos, rogándote que, como dejaste libre a tu mártir de los suplicios inferidos, libres a vivos y difuntos de los tormentos presentes y futuros.
R/. Amén.

Quia tu es vita vivórum, sánitas infirmórum ac réquies ómnium fidélium defunctórum in ætérna sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Porque tú eres la vida de los que viven, la salud de los enfermos, y el descanso de todos los fieles difuntos, por todos los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página

Ad Pacem / Oración de la Paz

Fortis est ut mors diléctio, Christe, tua, quæ ánimam a præsénti séparat vita.
Hanc in testis tui Bábilæ péctore nímium exuberásse fatémur, qui ad passiónem tractus, trium puerórum quos nutríerat consórtium sítiens, máluit uníta cum eis pro tuo nómine persecutóris morte mulctári, quos salutáribus disciplínis erúdiens suæ uníerat caritáti.

Proínde, quia tu es huius dilectiónis lárgitor, te postulámus, ut uníta per te in pacis societáte connéxi exémplo mártyrum tuórum, et ínvicem sine crímine vivámus, et te ex bonis áctibus in ætérna pace laudémus.
R/. Amen.

Es fuerte como la muerte tu amor, oh Cristo, que repara el alma de la vida presente.
Confesamos que hubo de alcanzar un desarrollo exuberante en el pecho de tu testigo Babil, que llevado a la pasión, sediento de la compañía de los tres niños que había criado, prefirió compartir con ellos la muerte que le imponía el perseguidor por causa de tu nombre, puesto que, formándolos en la disciplina saludable, los había unido en su caridad.

Por eso, porque tú eres la fuente de esa caridad, te pedimos que unidos por ti en la sociedad de la paz, a ejemplo de tus mártires, vivamos todos sin pecado, y por nuestras buenas acciones te alabemos en la paz eterna.
R/. Amén.

Præsta per auctórem pacis et caritátis Dóminum nostrum Iesum Christum, cum quo tibi est una et coæquális esséntia in unitáte Spíritus Sancti regnántis, Deus, in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Concédelo, Dios, por el autor de la paz y del amor, nuestro Señor Jesucristo, con el cual vives en una sola e igual esencia en la unidad del Espíritu Santo que reina, por los siglos de los siglos.
R/.
Amén.

  Inicio página

Illatio / Acción de gracias

Dignum et iustum est nos tibi grátias ágere, Dómine, sancte Pater, ætérne omnípotens Deus, per Iesum Christum, Fílium tuum, Dóminum nostrum; qui es laus perpétua sacerdótum, coróna infántium et sustentátio infirmórum.
Per eum quippe sacratíssimus Bábilas martyr et præsul Numeriáni ímpetum modéstus calcávit, infántium teneritúdo non tímuit, sexus infírmior non expávit.

Dux quippe prævius atque magíster Bábilas trium puerórum præséntiam expétiit, per quam confutarétur iniústa verbósitas Numeriáni.
Qui dum cum matre accersíti venérunt, interrogáti una cum matre, Bábilam sibi patrem esse testáti sunt; cum tamen múlier fecúnda caritáte divína non úterus sui partus expóneret, sed divíni Spíritus progéniem enarráret quæ ex cóitu genitóris vel genitrícis non náscitur, sed divínis proféctibus útero cæléstis vulvæ formátur.

Cum étiam matrem pérsequens furor ante fílios, quos non agnósceret verberári álapis mandat; sed una trium infántium socíetas voce clamábat, quod Bábilas sibi esset dóminus atque pater, pro quo eórum mater tália sustinéret.
Íllico cædúntur et párvuli, pro quorum cæsióne mater ante Dóminum oratiónis suæ quæstus expónit; illi respiciéndam fíliórum comméndans ætátem, pro quo eis illáta esset mortis quæstio immatúræ.

Quem caolláudant omnes Ángeli, ita dicéntes:

Es digno y justo que te demos gracias, Señor, santo Padre, Dios eterno y misericordioso, por Jesucristo, tu Hijo, nuestro Señor, que es alabanza perpetua de los sacerdotes, corona de los infantes y sostenimiento de los débiles.
Por él, San Babil, mártir y obispo, paró con modestia el ímpetu de Numeriano, no temió por la terneza de los niños, ni por el sexo débil.

Porque habiendo sido precisamente Babil su jefe y su maestro, pide la presencia de los tres niños, para refutar la injusta verborrea de Numeriano.
Cuando los trajeron con su madre, y los interrogaron juntamente con ella, dieron testimonio de que Babil era su padre, habiéndose de entender que la mujer, fecunda por el divino amor, no se refería al parto natural que los había alumbrado desde el útero; se refería a la descendencia del divino Espíritu, que no nace de tacto entre hombre y mujer, sino que por los designios divinos se forma en el útero de la vulva celestial.

A esto responde el furor de los perseguidores, mandando abofetear a la madre, ante los hijos que no reconoce, pero los tres niños claman a una voz que Babil era para ellos señor y padre, por lo que su madre tenía que soportar tales cosas.
Al momento son también azotados los niños, por cuyo martirio expone la madre su queja ante el Señor, pidiendo que sea tenida en cuenta la edad de sus hijos, porque no los había sometido a un juicio de muerte inmadura.

Todos los Ángeles alaban a Cristo, diciendo:

Inicio página

Post Sanctus / Oración después del Sanctus

Vere benedíctus et sanctus et admirábilis Dóminus Iesus Christus Fílius tuus, qui prædíctum sacerdótem suum trino fultum cómite coronávit, et in ecúlei pœnis pósitum non relíquit.
Is ígitur veri pontificátus péragens cursum, lotis inter innocéntes mánibus, verum divíno sacrifícium litávit altário, dum se cum his quos nutríerat salutárem víctimam per gládii animadversiónem óbtulit.

Christo Dómino et Redemptóri ætérno.

Verdaderamente es bendito y santo y admirable, nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que coronó a este su sacerdote, brillante con su triple aureola, y no le abandonó cuando fue colocado sobre el potro del tormento.
Acabando la carrera de su auténtico pontificado, lavadas sus manos entre los inocentes, ofreció ante el altar divino un auténtico sacrificio, cuando se ofreció a sí mismo con los que había alimentado, como víctima saludable, muriendo a espada.

Por Cristo, Señor y Redentor eterno.

Inicio página

Post Pridie / Invocación
Omnípotens ætérne Deus, per quem verus sacérdos tuus Bábilas, párvulis sibi in passióne comitántibus tribus, boiárum pondéribus adícitur, vínculis arctióribus illigátur, eculeóque suspénditur; ut eo se tibi in verum sacrifícium sacérdos venerábilis exhibéret, quo numerósa tormentórum génera pro tuo, Christe, nómine pertulísset; tu oblátis tibi sacrifíciis benedícens, exémplo Bábilæ sacerdótis tui, carnáles a nobis illécebras pelle, et suffrágio trium infántium glória nos æternitátis attólle.
R/.
Amen.

Dios omnipotente y eterno, por quien tu auténtico sacerdote Bábilas, acompañado en su pasión por los tres niños, se vio cargado con la argolla de hierro de los criminales, atado con apretadas ligaduras y suspendido en el potro; para que con ello el sacerdote venerable se ofreciese en verdadero sacrificio, al sufrir por tu nombre varias clases de tormentos.
Tú, al bendecir este sacrificio que te ofrecemos a ejemplo de Bábilas, tu sacerdote, aparta de nosotros los estímulos de la carne, y por la ayuda de los tres niños, llévanos a la gloria eterna.
R/. Amén.

Te præstánte, sancte Dómine, quia tu hæc ómnia nobis indígnis servis tuis valde bona creas, sanctíficas, vivíficas ac præstas nobis, ut sint benedícta a te Deo nostro in sæcula sæculórum.
R/.
Amen.
Concédelo, Señor santo, pues creas todas estas cosas para nosotros, indignos siervos tuyos, y las haces tan buenas, las santificas, las llenas de vida y nos las das, así bendecidas por ti, Dios nuestro por los siglos de los siglos.
R/.
Amén.

Inicio página

Ad Orationem Dominicam / Introducción al Padre nuestro

Inténdite, dilectíssimi fratres, sacerdótis Bábilæ inconvúlsæ spei virtútem, triúmque puerórum robustiórem ánimi fidem, quam valéntem córporis qualitátem.
Quos prædíctus doctor egrégius gládio contínuo percutiéndos sacris ulnis congeminándo compléctit, grátias flebíliter réferens Creatóri quod eos, quos de manu eius accéperat, coronándos obtúlerit illi.

Horum ígitur exémplum constántiæ imitántes, corrigámus mores in mélius, caritátem teneámus ad ínvicem, per dilectiónem accéptum ministérium expleámus, et ad servitútem Dei céteros inflammémus.
Operári iustítiam delectémur, nóxia fugámus, spíritu orémus atque dicámus:

Fijaos, queridos hermanos, en la fuerza de la esperanza del sacerdote Bábilas, y en la fe que fortalece el ánimo de los tres niños, más de lo que podía esperarse de su tierna edad.
El maestro los estrecha en sus brazos, llorando, cuando van a ser heridos por la espada, dando gracias al Creador, porque a los que había recibido de sus manos, se los ofrecía ahora para ser coronados.

Imitando su ejemplo de constancia, enmendemos nuestras costumbres, mantengamos la caridad recíproca, cumplamos por amor el ministerio que recibimos, inflamando a los demás para servir a Dios.
Sea nuestro gozo obrar santamente, huyamos de lo dañoso, oremos con el espíritu, y digamos:

Inicio página

Benedictio / Bendición

Bábilæ précibus solvántur vestra peccáta, cuius virtúte Numeriáno domus Dei obseráta sunt límina.
R/.
Amen.

Las preces de Bábilas, que cerraron a Numeriano las puertas de la casa de Dios, os libren de vuestros pecados.
R/. Amén.

Eius quoque suffrágio animárum vos gaudeátis obtinuísse lucrum, cuius documénto trium puerórum socíetas méruit subíre martýrium.
R/. Amen.

Por su ayuda alcancéis dichosamente la ganancia de las almas, que llevó a los tres niños a sufrir el martirio.
R/. Amén.

Ut sicut iídem infántuli magístro subsequénte gládii pro Christo párili animadversióne truncáti sunt, sic vos uníta vincti societáte divínum semper peragátis obsequium.
R/. Amen.

Y como aquellos niños, precediendo a su maestro, fueron muertos a espada, unidos en la misma sentencia por Cristo, así vosotros, estrechamente unidos, agradéis siempre a Dios.
R/. Amén.
Per misericórdiam ipsíus Dei nostri, qui est benedíctus et vivit et ómnia regit in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Por la misericordia de Dios, nuestro Dios, que es bendito y vive y todo lo gobierna, por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página

Completuria / Oración conclusiva

Grátias tibi Dómine, tuis donis repléti, reférimus, tuámque misericórdiam súpplices implorámus suffrágiis mártyrum tuórum Bábilæ et trium puerórum, ut tua nos grátia a malis ómnibus poténter erípiat, et in tuis semper láudibus exsultáre concédat.
R/. Amen.

Colmados con tus dones, te damos gracias, Señor, e imploramos humildes tu misericordia por la intercesión de tus mártires Babilas y los tres niños, para que tu gracia nos libre de todo mal y nos permita alegrarnos cantando tus alabanzas.
R/. Amén.
Per misericórdiam tuam, Deus noster, qui es benedíctus et vivis et ómnia regis in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Por tu misericordia, Dios nuestro, que eres bendito y vives y todo lo gobiernas, por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página


1. Las partes variables de la misa que aquí se ofrecen (textos eucológicos, cantos y lecturas) junto al Ordinario (Liber Offerentium u Oferencio) permiten componer la misa completa. Los textos latinos son los oficiales y están tomados del Missale Hispano-Mozarabicum II (pp. 256-263) y del Liber Commicus II (pp. 98; 225-227, 228-230 o 231-233). Los textos bíblicos en español están tomados de la Sagrada Biblia, versión oficial de la Conferencia Episcopal Española. BAC, Madrid 2011. Traducción de la eucología: Balbino Gómez-Chacón y Díaz Alejo, Misal Hispano-Mozárabe. Tomo II, traducción inédita facilitada en octubre de 2015 por un colaborador del P. Balbino para su publicación en La Ermita.

(Se recuerda que hasta la fecha no existe misal oficial en español).

2. Se incluyen las lecturas del Común de varios Márirtes -I pudiendo tomarse las de varios Mártires II o III pulsando en los enlaces correspondientes.

3. 2Cor 5,1-5a.6-8. N. de La Ermita.

4. Cf. Sab 19,9. Ver laudes de la misa de la fiesta de los santos Fructuoso, Augurio y Eulogio, mártires, donde el Liber Commicus, (p. 92) no indica reseña bíblica. N. de La Ermita.

 

 

Índice LiturgiaInicio página

© La Ermita. España MMXIV-MMXV