La Ermita. Rito hispano-mozárabe

TEXTOS LITÚRGICOS

RITO HISPANO-MOZÁRABE

Textos propios de la Misa del Común de varios difuntos I

 

Misa en Rito Hispano-Mozárabe


 

Prælegendum / Canto de entrada Sal 118,124; 122,1
Fac cum servis tuis, Dómine, misericórdiam, allelúia, allelúia. Trata con misericordia a tu siervo, Señor, aleluya, aleluya.
V/. Ad te levámus óculos nostros qui hábitas in cælis.
R/. Misericórdiam, allelúia, allelúia.
V/. Glória et honor Patri et Fílio et Spirítui Sancto, in sæcula sæculórum.
R/. Misericórdiam, allelúia, allelúia.
V/. A ti levantamos nuestros ojos, a ti que habitas en el cielo.
R/. Misericordia, aleluya, aleluya.
V/. Gloria y honor al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, por los siglos de los siglos.
R/. Misericordia, aleluya, aleluya.

 

Prælegendum in Quadragessima / Canto de entrada en Cuaresma Sal 118,41-42
Véniat super nos, Dómine, misericórdia tua, salutáre tuum et elóquium tuum. Señor, que nos alcance tu favor, tu salvación según tu promesa.
V/. Et respondébo exprobrántibus mihi verbum: quia sperávi in sermónibus tuis.
R/. Salutáre tuum et elóquium tuum.
V/. Glória et honor Patri et Fílio et Spirítui Sancto, in sæcula sæculórum.
R/. Salutáre tuum et elóquium tuum.
V/. Así responderé a los que me injurian: que confío en tu palabra.
R/. Tu salvación según tu promesa..
V/. Gloria y honor al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, por los siglos de los siglos.
R/. Tu salvación según tu promesa.

Inicio página

Oratio post Gloriam / Oración después del Gloria
Fac, quæsumus, Dómine, hanc cum servis tuis fidélibus defúnctis misericórdiam, ut factórum suórum in pœnis non recípiant vicem, qui tuam in votis tenuérunt fídei veritátem.
Ut sicut hic vera fides iunxit eos fidélium turmis, ita eos illic tua miserátio consóciet Angélicis choris.

R/. Amen.
Te rogamos, Señor, tengas esta misericordia con tus siervos  difuntos: que no reciban lo merecido por sus hechos punibles, ya que con anhelo sincero conservaron la verdad de la fe.
De modo que, si aquí la verdadera fe les unió a la congregación de los fieles, en la otra vida tu compasión les asocie a los coros angélicos.
R/. Amén.
Per grátiam pietátis tuæ, Deus noster, qui vivis et regnas in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Por gracia de tu piedad, Dios nuestro, que vives y reinas, por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página


LITURGIA VERBI / LITURGIA DE LA PALABRA

Prophetia / Profecía Is 58,10-11 (2)
Léctio libri Isaíæ prophétæ.
R/. Deo grátias.
Lectura del libro del profeta Isaías.
R/. Demos gracias a Dios.
Hæc dicit Dóminus:

Oriétur in ténebris lux tua,
et calígo tua erit sicut merídies.
Et te ducet Dóminus semper,
et satiábit in locis áridis ánimam tuam
et ossa tua firmábit;
et eris quasi hortus irríguus
et sicut fons aquárum,
cuius non defícient aquæ.

R/. Amen.

Esto dice el Señor:

Brillará tu luz en las tinieblas,
tu oscuridad como el mediodía.
El Señor te guiará siempre,
hartará tu alma en tierra abrasada,
dará vigor a tus huesos.
Serás un huerto bien regado,
un manantial de aguas que no engañan.

R/. Amén.

Inicio página

Psallendum / Salmo de meditación Sal 89,13
Convértere aliquántulum, Dómine. Vuélvete, Señor, ¿hasta cuándo?
V/. Et repropitiáre super servos tuos.
R/. Dómine.
V/. Ten compasión de tus siervos.
R/. Señor.

Inicio página

Apostolus / Apóstol Rom 14,7-11
Epístola Pauli apóstoli ad Romános.
R/. Deo grátias.
Carta del apóstol Pablo a los romanos.
R/. Demos gracias a Dios.
Fratres:

Nemo enim nostrum sibi vivit, et nemo sibi móritur; sive enim vívimus, Dómino vívimus, sive mórimur, Dómino mórimur. Sive ergo vívimus, sive mórimur, Dómini sumus.

In hoc enim Christus et mórtuus est et vixit, ut et mortuórum et vivórum dominétur.

Tu autem, quid iúdicas fratrem tuum? Aut tu, quare spernis fratrem tuum? Omnes enim stábimus ante tribúnal Dei.

Scriptum est enim: «Vivo ego, dicit Dóminus, mihi flectétur omne genu, et omnis lingua confitébitur Deo».

 R/. Amen.

Hermanos:

Ninguno de nosotros vive para sí mismo y ninguno muere para sí mismo. Si vivimos, vivimos para el Señor; si morimos, morimos para el Señor; así que ya vivamos ya muramos, somos del Señor.

Pues para esto murió y resucitó Cristo: para ser Señor de muertos y
vivos.

Pero tú, ¿por qué juzgas a tu hermano? Y tú, ¿por qué desprecias a tu hermano? De hecho, todos compareceremos ante el tribunal de Dios, pues está escrito: ¡Por mi vida!, dice el Señor, ante mí se doblará toda rodilla, y toda lengua alabará a Dios.

R/. Amén.

Inicio página

Evangelium / Evangelio Jn 5,25-30
Léctio sancti Evangélii secúndum Ioánnem.
R/. Glória tibi Dómine.
Lectura del santo Evangelio según san Juan.
R/. Gloria a ti, Señor.

In illo témpore:

Dóminus noster Iesus Christus loquebátur discípulis suis dicens:

Amen, amen dico vobis: Venit hora, et nunc est, quando mórtui áudient vocem Fílii Dei et, qui audíerint, vivent. Sicut enim Pater habet vitam in semetípso, sic dedit et Fílio vitam habére in semetípso; et potestátem dedit ei iudícium fácere, quia Fílius hóminis est.

Nolíte mirári hoc, quia venit hora, in qua omnes, qui in monuméntis sunt, áudient vocem eius et procédent, qui bona fecérunt, in resurrectiónem vitæ, qui vero mala egérunt, in resurrectiónem iudícii.

Non possum ego a meípso fácere quidquam; sicut áudio, iúdico, et iudícium meum iustum est, quia non quæro voluntátem meam, sed voluntátem eius, qui misit me».

R/. Amen.

En aquel tiempo:

Nuestro Señor Jesucristo habló a sus discípulos diciendo:

En verdad, en verdad os digo: llega la hora, y ya está aquí, en que los muertos oirán la voz del Hijo de Dios, y los que hayan oído vivirán. Porque, igual que el Padre tiene vida en sí mismo, así ha dado también al Hijo tener vida en sí mismo. Y le ha dado potestad de juzgar, porque es el Hijo del hombre.

No os sorprenda esto, porque viene la hora en que los que están en el sepulcro oirán su voz: los que hayan hecho el bien saldrán a una resurrección de vida; los que hayan hecho el mal, a una resurrección de juicio.

Yo no puedo hacer nada por mí mismo; según le oigo, juzgo, y mi juicio es justo, porque no busco mi voluntad, sino la voluntad del que me envió.

R/. Amén.

Inicio página

Laudes Sal 105,4
Allelúia. Aleluya.
V/. Meménto nostri, Dómine, in beneplácito pópuli tui, vísita nos, Deus, in salúte tua.
R/. Allelúia.
V/. Acuérdate de nosotros, Señor, por amor a tu pueblo, oh Dios, visítanos con tu salvación.
R/. Aleluya.

Inicio página

Sacrificium / Canto del Ofertorio 2Mac 12,45
Offérimus tibi, Dómine, sacrifícium pro peccátis eórum qui cum pietáte dormitiónem accepérunt, ut óptimam hábeant repósitam apud te grátiam, allelúia. Te ofrecemos, Señor, un sacrificio de expiación por aquellos que han muerto piadosamente, para que les reserves un magnífico premio, aleluya.
V/. Sancta et salúbris est cogitátio pro defúnctis et oráre.
R/. Ut óptimam hábeant repósitam apud te grátiam, allelúia.
V/. Idea santa y piadosa es orar por los difuntos, aleluya.
R/. Para que les reserves un magnífico premio, aleluya.

 

Sacrificium in Quadragessima / Canto del Ofertorio en Cuaresma Sal 28,1.2 (3)
Offérte Dómino mundum sacrifícium. Ofreced al Señor un sacrificio puro.
V/. Offérte Dómino glóriam et honórem.
R/. Mundum sacrifícium.
V/. Ofreced al Señor la gloria y el honor.
R/. Un sacrificio puro.

Inicio página

Oratio Admonitionis / Monición sacerdotal

Dómine Iesu Christe, qui pro reparatióne humáni géneris in hunc mundum a Deo Patre veníre dignátus es; deprecámur sanctam cleméntiam tuam per hoc sanctum sacrifícium, quod tibi a nobis offérre docuísti, ut ánimas et spíritus famulórum tuórum N. N., quo tibi commendámus ab ætérnæ pœna intéritu éruas.
Et si quid in hoc córpore pósiti delictórum sunt lápsibus maculáti, pietáte sólita eis indúlgeas, et in réquie electórum tuórum manére eos præcípias et omni pópulo tuo placátus véniam peccatórum concédas.

R/. Amen.

Señor Jesucristo, que para reparación del género humano, quisiste venir a este mundo saliendo del Padre, solicitamos de tu santa clemencia, por este santo sacrificio que nos enseñaste a ofrecer, que libres de la catástrofe de las penas eternas las almas y espíritus de tus siervos N. y N., que te recomendamos.
Y si en algo quedaron manchados en el tiempo en que habitaron en sus cuerpos, por las caídas en el pecado, te pedimos les perdones con tu misericordia de siempre, y dispongas que permanezcan en el descanso de tus elegidos: y que concedas propicio a todo tu pueblo el perdón de sus pecados.
R/. Amén.
Per misericórdiam tuam, Deus noster, qui es benedíctus et vivis et ómnia regis in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Por tu misericordia, Dios nuestro, que eres bendito y vives y todo lo gobiernas, por los siglos de los siglos.
R/.
Amén.

Inicio página

Alia / Oración entre los Dípticos

Omnipoténtiam tuam, Dómine Iesu Christe, apud quem multæ sunt mansiónes, implorámus; ut ánimas et spíritus famulórum tuórum N. et N. ab æstuantis ignis ardóribus éruas, atque in locum lucis et refrigérii post dimíssa crímina herédes constítuas.
R/. Amen.

Invocamos tu misericordia, Señor Jesucristo, en cuya casa hay tantas mansiones, para que libres las almas de tus siervos N. y N., de las voraces llamas ardientes y los hagas entrar en posesión de tu herencia, en el lugar de la luz y del consuelo, tras perdonarles todos sus pecados.
R/. Amén.
Per misericórdiam tuam, Deus noster, in cuius conspéctu sanctórum Apostolórum et Mártyrum, Confessórum atque Vírginum nómina recitántur.
R/. Amen.
Por tu misericordia, Dios nuestro, en cuya presencia recitamos los nombres de los santos Apóstoles y Mártires, Confesores y Vírgenes.
R/. Amén.

Inicio página

Post Nomina / Oración después de los Dípticos
Miserátor et miséricors Dómine Iesu Christe, qui cum Deo Patre in sempitérna glória pérmanes, glóriam tuam per huius sacrifícii intervéntum depóscimus, ut ánimas et spíritus famulórum tuórum N. et N. Sancti Spíritus consolatióne refícias, et ómnibus defúnctis in pace tua quiescéntibus réquiem largiáris ætérnam.
R/. Amen.
Señor Jesucristo que eres misericordioso y te complaces en ello, que permaneces con Dios Padre en la gloria sempiterna, invocamos tu gloria por medio de este sacrificio para que consueles por el Espíritu Santo Consolador, las almas y espíritus de tus siervos N. y N., y otorgues el descanso eterno a todos los difuntos que ya descansaron en tu paz.
R/. Amén.
Quia tu es vita vivórum, sánitas infirmórum ac réquies ómnium fidélium defunctórum in ætérna sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Porque tú eres la vida de los que viven, la salud de los enfermos, y el descanso de todos los fieles difuntos, por todos los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página

Ad Pacem / Oración de la Paz
Pax ætérna, Dómine Deus noster, pacis nobis cópiam placátus concéde atque fructum lætítiæ sempitérnæ irrádia; ut fámulis tuis N. et N., et ómnibus fidélibus defúnctis, pro quibus hódie hanc tibi hóstiam immolántes offérimus, consolatiónis tuæ benefício cónferas, nestrorúmque ómnium peccáta déleas, et pacis concórdiam nobis attríbuas.
R/. Amen.
Paz eterna y Señor Dios nuestro, concédenos propicio la abundancia de tu paz, iluminándonos con el fruto de la alegría sempiterna, y lleva también los beneficios de tu consuelo a tus siervos N. y N., y a todos los fieles difuntos, por quienes ofrecemos esta hostia que hoy inmolamos, concédenos igualmente el perdón de los pecados, otorgándonos la concordia de la paz.
R/. Amén.
Quia tu es vera pax nostra et cáritas indisrúpta qui vivis tecum et regnas cum Spíritu Sancto, unus Deus, in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Porque tú eres nuestra paz verdadera caridad indivisible; tú que vives contigo mismo y reinas con tu Hijo y el Espíritu Santo un solo Dios, por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

  Inicio página

Illatio / Acción de gracias

Dignum et iustum est, nos tibi grátias ágere, et spirituália sacrifícia celebráre, Dómine sancte Pater omnípotens Deus, per Iesum Christum Fílium tuum Dóminum nostrum.
Qui pietáte summa humanitátem præstitit mundo, et morti éxstitit morsus, et multórum sanctórum ánimas éruit de inférno.

Per ipsum te, Pater omnípotens, deprecámur, ut hoc sacrifícium quod pro remédio famulórum tuórum N. et N. tibi offérimus, suscípere dignéris propítius.
Ut per intercessiónem Sanctæ Maríæ Vírginis et ómnium sanctórum tuórum, eos constitúere iúbeas in déxtere tuæ partem, et nos omnes, qui te Deum unum confitémur in Trinitáte, miseratiónis tuæ sentiámus opem.
Quia tibi omnes Ángeli et Archángeli non cessant clamáre, ita dicéntes:

Es digno y justo que te demos gracias y celebremos sacrificios espirituales, Señor, Padre santo, Dios omnipotente, por Jesucristo, tu Hijo, Señor nuestro.
Él con suma piedad se entregó al mundo como hombre, venció a la muerte y arrancó del Seol las almas de muchos santos.

Por él mismo te suplicamos, Padre omnipotente, que recibas con agrado este sacrificio, que te ofrecemos en sufragio de tus siervos N. y N..
Para que por la intercesión de santa María virgen, y de todos los santos, ordenes que se coloquen a tu derecha; y que todos nosotros, que te confesamos como Dios dentro de la Trinidad, sintamos la ayuda de tu misericordia.
Por todo ello, los ángeles y arcángeles, incansablemente, cantan así:

Inicio página

Post Sanctus / Oración después del Sanctus

Vere sanctus, vere benedíctus es, Dómine Iesu Christe, qui vivis præstas salútem, et defúnctos perdúcis ad réquiem.
Te ergo póscimus mentis intentióne, ut hoc sacrifícium accéptans dignéris sanctificáre, et famulórum tuórum N. et N., pro quibus tibi hoc holocáustum offérimus, locum lucis ætérnæ tríbuas possidére; nobis quoque te orántibus præséntis témporis concédas salútem, et defúnctis fidélibus ætérna fac pérfrui luce.

Christe Dómine ac Redémptor ætérnæ.

En verdad eres santo, en verdad bendito, Señor Jesucristo, que mantienes en salud a los vivos y a los difuntos los llevas al descanso.
Te pedimos, pues, encarecidamente, que, aceptando esta ofrenda, la santifiques, y concedas a tus siervos N. y N., por los que te ofrecemos el sacrificio, poseer el lugar de la luz eterna; que a nosotros, los que te lo pedimos, nos concedas la salud en el tiempo presente, y a los fieles difuntos, que vivan gozosos en la luz eterna.

Cristo, Señor y Redentor eterno.

Inicio página

Post Pridie / Invocación

Crédimus, te, Dómine Iesu Christe, ómnium esse virtútem; rogámus te, Deus piíssime, ut precem nostram iúbeas exaudíri propítius, et ómnibus in te credéntibus peccáta iúbeas dimítti, et huius sacrifícii múnera per manus Ángeli tui iúbeas sanctificári.
Defunctórum quoque famulórum tuórum N. et N., qui in te credéntes ab hac discessérunt luce, locum tríbue electórum in regióne vivórum.

R/.
Amen.

Creemos que tú, Señor Jesucristo, eres fuerza para todos, y te rogamos, Dios de piedad, que escuches benigno nuestras súplicas, borres los pecados de todos los que en ti creen, y santifiques los dones de este sacrificio por las manos de tu santo ángel.
Y a las almas de tus difuntos N. y N., que creyendo en ti cerraron los ojos a esta luz, concédeles el lugar de los elegidos en la región de los vivos.
R/. Amén.
Te præstánte, Christe Deus noster, qui es redémptio animárum nostrárum et réquies ómnium fidélium defunctórum, qui regnas cum Deo Patre et cum Spíritu Sancto in sæcula sæculórum.
R/.
Amen.
Concédelo, Cristo Dios nuestro, tú que eres la redención de nuestras almas y el descanso de todos los fieles difuntos y reinas con Dios Padre y con el Espíritu Santo por los siglos de los siglos.
R/.
Amén.

Inicio página

Cantus ad Confractionem / Canto de la Fracción Is 58,10-11 (4)
Oriétur in ténebris lumen vobis; et ténebræ vestræ erunt sicut merídies, et réquiem vobis dabit Dóminus semper. Brillará vuestra luz en las tinieblas; vuestra oscuridad como el mediodía y el Señor os dará el descanso eterno.

Inicio página

Ad Orationem Dominicam / Introducción al Padre nuestro
Deus, te scimus vitam esse vivéntium et réquiem fidélium defunctórum, preces nostras placátus súscipe, et cuncta nobis peccáta dimítte; defúnctis fámulis tuis N. et N. réquiem tríbue, et nos ad te collaudándum idóneos éffice ut fiduciáliter præcónio oris et vocis proclamavérimus e terris: Oh Dios, te reconocemos vida de los que viven y descanso de los difuntos.
Acepta propicio nuestras preces y perdona nuestros pecados; concede el descanso a tus siervos difuntos N. y N., y haznos capaces de alabarte, de forma que, con toda confianza, proclamemos desde esta tierra:

Inicio página

Benedictio / Bendición

Benedícat vos Dóminus noster Iesus Christus, qui cunctórum est auctor miríficus.
R/. Amen.

Que os bendiga nuestro Señor Jesucristo, que es el autor maravilloso de todas las cosas.
R/. Amén.

Précibus vestris occúrrat placátus, et bona, quæ póscitis de sede maiestátis suæ cónferat pius.
R/. Amen.

Atienda propicio vuestras preces, y os conceda piadoso desde el trono de su Majestad, los bienes que pedís.
R/. Amén.

Vobis vivis véniam tríbuat pro vestris peccátis, et defúnctis fidélibus impertíri dignétur locum perpétuæ lucis.
R/. Amen.

A vosotros, los vivos, os conceda el perdón de vuestros pecados, y a los fieles difuntos imparta el lugar de la luz eterna.
R/. Amén.
Per grátiam pietátis suæ, qui est benedíctus in sæcula sæculórum
R/. Amen.
Por la gracia de su piedad, él, que es bendito por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página

Completuria / Oración conclusiva

Precámur, Dómine Iesu Christe, ut explétis sacrificiórum mystériis, quique nunc spirituális vitæ aliméntum ab Incarnatióne suscépimus, ineffabílibus delíciis cum tua apparúerit glória satiémur.
R/. Amen.

Te rogamos, Señor Jesucristo, concluidos los misterios de este sacrificio, que los que ahora hemos recibido el alimento de la vida espiritual que dimana de tu Encarnación, seamos saciados de inefables delicias cuando vuelvas glorioso.
R/. Amén.
Quia tuum est impérium, benedíctus Deus qui ómnia regis in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Porque tuyo es el imperio, Dios bendito, que todo lo gobiernas por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página


1. Las partes variables de la misa que aquí se ofrecen (textos eucológicos, cantos y lecturas) junto al Ordinario (Liber Offerentium u Oferencio) permiten componer la misa completa. Los textos latinos son los oficiales y están tomados del Missale Hispano-Mozarabicum II (pp. 795-800) y del Liber Commicus II  (pp. 269-270). Los textos bíblicos en español están tomados de la Sagrada Biblia, versión oficial de la Conferencia Episcopal Española. BAC, Madrid 2011. Traducción de la oratio post gloriam tomada del folleto Misa mozárabe de difuntos, Santa Cruz del Valle de los Caídos, Madrid 1963, p. 15. Para el resto de oraciones: Traducción inédita del Misal llevada a cabo por el que fuera capellán y párroco de la parroquia mozárabe de las Santas Justa y Rufina de Toledo, Rvdo. P. Balbino Gómez-Chacón y Díaz Alejo († 2006), cuyos textos han sido amablemente proporcionados a La Ermita por uno de sus antiguos colaboradores (octubre de 2015).

(Se recuerda que hasta la fecha no existe misal oficial en español).

2. Is 58,10b-11. N. de La Ermita.

3. Aunque es el mismo sacrificium que el Missale Hispano-Mozarabicum I indica para las misas de Cuaresma la reseña que se da en éste es: Sal 28,2 (p. ej. pp. 183-187). N. de La Ermita.

4. Is 58,10c-11a. N. de La Ermita.

 

 

Índice LiturgiaInicio página

© La Ermita. España MMXIV-MMXV