Rito Hispano-mozárabe

TEXTOS LITÚRGICOS

RITO HISPANO-MOZÁRABE

Textos propios de la Misa del Domingo XXVIII de Cotidiano

 

Misa en Rito Hispano-Mozárabe

DE COTIDIANO
In XXVIII Dominico
/ Domingo XXVIII (1)

 

Domingo XXVIII de Cotidiano. ("La parábola de los talentos" Gérard Jollain, c.1670. Sacra Biblia)
 

 

Prælegendum / Canto de entrada Sal 32,22; 105,4
Fiat, Dómine, misericórdia tuo super nos, allelúia, sicut sperávimus in te, allelúia, allelúia. Que tu amor, Señor, venga sobre nosotros, como lo esperamos de ti, aleluya, aleluya.
V/. Meménto nostri, Dómine, in beneplácito pópuli tui; visíta nos in salutári tuo.
R/. Sicut sperávimus in te, allelúia, allelúia.
V/. Glória et honor Patri et Fílio et Spirítui Sancto in sæcula sæculórum. Amen.
R/. Sicut sperávimus in te, allelúia, allelúia.
V/. Acuérdate de nosotros, Señor, cuando seas propicio con tu pueblo; cuando vengas a salvarlo.
R/. Como lo esperamos de ti, aleluya, aleluya.
V/. Gloria y honor al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, por los siglos de los siglos. Amén.
R/. Como lo esperamos de ti, aleluya, aleluya.

Inicio página

Oratio post Gloriam / Oración después del Gloria
Recte tibi, Dómine, cælo ac terra glória cánitur, a quo píetas non negátur; et quia tu es inítio cónditor et mundo declinánte redémptor, præsta quæseumus nobis véniam, et univérsa a nobis ámove delícta.
R/. Amen.

Con razón el cielo y la tierra cantan tu gloria, Señor, pues nadie puede desconocer tu bondad. A ti, que, desde el principo fuiste el creador, y, cuando el mundo se desviaba de su camino, su redentor te pedimos que nos concedas tu perdón y borres todos nuestros delitos.
R/. Amén.

Tua protegénte misericórdia, Deus noster, qui vivis et regnas in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Por la protección de tu misericordia, Dios nuestro, que vives y reinas por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página


LITURGIA VERBI / LITURGIA DE LA PALABRA

Prophetia / Profecía Ez 28,25-26
Léctio libri Ezechiélis prophétæ.
R/. Deo grátias.
Lectura del libro del profeta Ezequiel.
R/. Demos gracias a Dios.

Hæc dicit Dóminus Deus:

«Quando congregávero domum Ísrael de pópulis, in quibus dispérsi sunt, sanctificábor in eis coram géntibus, et habitábunt in terra sua, quam dedi servo meo Iacob; et habitábunt in ea secúri et ædificábunt domos plantabúntque víneas et habitábunt confidénter, cum fécero iudícia in ómnibus, qui adversántur eis per circúitum, et scient quia ego Dóminus Deus eórum».

R/. Amen.

Esto dice el Señor Dios:

«Cuando yo recoja a la casa de Israel de entre las naciones donde estaba dispersa, manifestaré en ellos mi santidad a los ojos de las gentes y habitarán la tierra que un día regalé a mi siervo Jacob. Residirán allí con seguridad, construirán y plantarán viñas. Vivirán seguros, cuando yo haya ejecutado mis sentencias contra todas las gentes de los alrededores que los desprecian. Y sabrán que yo, el Señor, soy su Dios».

R/. Amén.

Inicio página

Psallendum / Salmo de meditación Sal 85,16.11
Réspice in me, Deus, et miserére mei, da potestátem púero tuo, Dómine, et salvum fac fílium ancíllæ tuæ. Oh Dios, ven conmigo, ten compasión de mí; da tu fuerza a este tu siervo, Señor, y salva al hijo de tu sierva.
V/. Deduc me, Dómine, in via tua; lætétur cor meum et tímeat nomen tuum.
R/. Et salvum fac fílium ancíllæ tuæ.
V/. Enséñame tus caminos, Señor, para que yo camine en la verdad; haz que mi corazón reverencie tu nombre.
R/. Y salva al hijo de tu sierva.

Inicio página

Apostolus / Apóstol Ef 4,25-32
Epístola Pauli apóstoli ad Ephésios.
R/. Deo grátias.
Epístola del apóstol Pablo a los efesios.
R/. Demos gracias a Dios.
Fratres:

Deponéntes mendácium loquímini veritátem unusquísque cum próximo suo, quóniam sumus ínvicem membra.  Irascímini et nolíte peccáre; sol non occídat super iracúndiam vestram, et nolíte locum dare Diábolo. Qui furabátur, iam non furétur, magis autem labóret operándo mánibus bonum, ut hábeat unde tríbuat necessitátem patiénti.

Omnis sermo malus ex ore vestro non procédat, sed si quis bonus ad ædificatiónem opportunitátis, ut det grátiam audiéntibus. Et nolíte contristáre Spíritum Sanctum Dei, in quo signáti estis in diem redemptiónis.

Omnis amaritúdo et ira et indignátio et clamor et blasphémia tollátur a vobis cum omni malítia. Estóte autem ínvicem benígni, misericórdes, donántes ínvicem, sicut et Deus in Christo donávit vobis.

R/. Amen.

Hermanos:

Desterrad la mentira, y que cada uno diga la verdad a su prójimo, pues somos miembros los unos de los otros. Si os indignáis, no lleguéis a pecar y que vuestra indignación cese antes de que se ponga el sol; no deis ninguna oportunidad al diablo. El que robaba, que ya no robe más y que se ponga a trabajar honradamente con sus propias manos para tener con qué ayudar a los necesitados.

No digáis palabras groseras; que vuestro lenguaje sea bueno, edificante y oportuno, para que hagáis bien a los que os escuchan. No entristezcáis al Espíritu Santo de Dios, que os ha marcado con su sello para distinguiros el día de la liberación.

Desterrad la amargura, la ira, los gritos, los insultos y toda clase de maldad. Sed bondadosos y compasivos; perdonaos unos a otros, como Dios os ha perdonado por medio de Cristo.

R/. Amén.

Inicio página

Evangelium / Evangelio Lc 19,11-28
Léctio sancti Evangélii secúndum Lucam.
R/. Glória tibi, Dómine.
Lectura del santo Evangelio según san Lucas.
R/. Gloria a ti, Señor.
In illo témpore:

Dóminus noster Iesus Christus dixit parábolam, eo quod esset prope Ierúsalem, et illi existimárent quod conféstim regnum Dei manifestarétur.

Dixit ergo: «Homo quidam nóbilis ábiit in regiónem longínquam accípere sibi regnum et revérti.

Vocátis autem decem servis suis, dedit illis decem minas et ait ad illos: “Negotiámini, dum vénio”.

Cives autem eius óderant illum et misérunt legatiónem post illum dicéntes: “Nólumus hunc regnáre super nos”.

Et factum est ut redíret, accépto regno, et iussit ad se vocári servos illos, quibus dedit pecúniam, ut sciret quantum negotiáti essent.

Venit autem primus dicens: “Dómine, mina tua decem minas acquisívit”. Et ait illi: “Euge, bone serve; quia in módico fidélis fuísti, esto potestátem habens supra decem civitátes”.

Et alter venit dicens: “Mina tua, Dómine, fecit quinque minas”. Et huic ait: “Et tu esto supra quinque civitátes”.

Et alter venit dicens: “Dómine, ecce mina tua, quam hábui repósitam in sudário; tímui enim te, quia homo austérus es: tollis, quod non posuísti, et metis, quod non seminásti”.

Dicit ei: “De ore tuo te iúdico, serve nequam. Sciébas quod ego austérus homo sum, tollens quod non pósui et metens quod non seminávi? Et quare non dedísti pecúniam meam ad mensam? Et ego véniens cum usúris útique exegíssem illud”.

Et adstántibus dixit: “Auférte ab illo minam et date illi, qui decem minas habet”.

Et dixérunt ei: “Dómine, habet decem minas”. Dico vobis: “Omni habénti dábitur; ab eo autem, qui non habet, et, quod habet, auferétur. Verúmtamen inimícos meos illos, qui noluérunt me regnáre super se, addúcite huc et interfícite ante me”».

Et his dictis, præcedébat ascéndens Hierosólymam.

R/. Amen.

En aquel tiempo:

Nuestro Señor Jesucristo les propuso una parábola, ya que estaban cerca de Jerusalén y creían que la manifestación del reino de Dios era inminente.

Dijo: «Un hombre de la nobleza marchó a un país lejano para recibir la dignidad real y volver.

Llamó a diez criados, les dio diez monedas de gran valor y les dijo: Negociad mientras vengo.

Pero sus conciudadanos lo odiaban y enviaron tras él una embajada diciendo: No lo queremos por rey.

Él regresó investido de la realeza, y mandó llamar a los criados a los que había dado el dinero para saber cuánto había ganado cada uno.

El primero se presentó y dijo: Señor, tu dinero ha producido diez veces más. Y le contestó: Muy bien, criado bueno; puesto que has sido fiel en lo poco, recibe el gobierno de diez ciudades.

El segundo llegó y dijo: Señor, tu dinero ha producido cinco veces más. Y dijo igualmente a éste: Manda tú también en cinco ciudades.

Llegó otro y dijo: Señor, aquí tienes tu dinero, que he tenido guardado en un pañuelo, porque tuve miedo de ti, pues eres un hombre duro; recoges lo que no pusiste y cosechas lo que no sembraste.

Él le dijo: Por tus mismas palabras te juzgo, mal criado. ¿Sabías que soy muy duro, que recojo lo que no he puesto y cosecho lo que no he sembrado? Y ¿por qué no pusiste mi dinero en la banca, y yo, al volver, lo hubiera retirado con los intereses?

Y dijo a los que estaban presentes: Quitadle la moneda y dádsela al que tiene diez monedas.

Ellos le dijeron: Señor, ya tiene diez monedas. Yo os digo que al que tiene se le dará, y al que no tiene aun lo que tiene se le quitará. En cuanto a mis enemigos, esos que no me quisieron por rey, traedlos aquí y degolladlos en mi presencia».

Y dicho esto, continuó adelante camino de Jerusalén.

R/. Amén.

Inicio página

Laudes Sal 117,16
Allelúia. Aleluya.
V/. Déxtera Dómini fecit virtútem, déxtera Dómini exaltávit me.
R/. Allelúia.
V/. La diestra del Señor es poderosa, la diestra del Señor hace proezas conmigo.
R/.
Aleluya.

Inicio página

Sacrificium / Canto del Ofertorio Bar 1,10-12; Dan 3,34 (2)
V/. Offérte sacerdótes ad altáre Dei nostri holocáusta, et oráte ut sint dies vestri sicut dies cæli super terram, et dabit Dóminus fortitúdinem, allelúia. V/. Haced ofrendas y presentadlas sobre el altar del Señor Dios nuestro y rogad para que vuestros días en la tierra sean como los del cielo y el Señor os dé fuerzas, aleluya.
V/. Dómine, propter nomen tuum ne perdas thronum honóris tui. Memor esto. Noli disipáre testaméntum tuum, quod est nobíscum super terram.
R/. Et dabit Dóminus fortitúdinem, allelúia.
V/. Oh, Señor, no nos desampares para siempre, por amor de tu nombre, no rechaces tu alianza con nosotros.
R/. Y el Señor os dé fuerzas, aleluya.

Pro oratione admonitionis et aliis, quære superius in XI dominico, p. 631.
A partir de la oratio admonitionis se sigue el formulario del domingo XI, p. 631.

Inicio página

Oratio Admonitionis / Monición sacerdotal
Omnipoténtem Dóminum, fratres caríssimi, deprecémur; ut illam nobis ad se orándum precem inspíret, quam ipse præmio immortalitátis remúneret.
R/.
Amen.
Oremos, hermanos carísimos, al Señor todopoderoso. Él nos inspire cómo hemos de orar, de modo que pueda otorgamos el premio de la inmortalidad.
R/.
Amén.
Adiuvánte eius misericórdia, qui regnat in Trinitáte, unus Deus, et pérmanet in sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Con la ayuda de la misericordia del único Dios, que reina en la Trinidad, y permanece por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página

Alia / Oración entre los Dípticos
Deus, qui infirmitátis nostræ factus es párticeps, fac nos tui regni esse consórtes; ut quibus participári voluísti assuméndo hóminem, particípium cónferas glóriæ tuæ.
R/. Amen.
Oh Dios, tú que has querido compartir nuestra debilidad, haznos ciudadanos de tu reino; concede tener parte en tu gloria a aquellos a quienes te hiciste cercano al asumir la naturaleza humana.
R/. Amén.
Per misericórdiam tuam, Deus noster, in cuius conspéctu sanctórum apostolórum et mártyrum, confessórum atque vírginum nómina recitántur.
R/. Amen.
Por tu misericordia, Dios nuestro, en cuya presencia recitamos los nombres de los santos Apóstoles y Mártires, Confesores y Vírgenes.
R/. Amén.

Inicio página

Post Nomina / Oración después de los Dípticos
Illábere, Dómine, oblátis tibi sacrifíciis; et suscéptis fidélium votis, réquiem iube prærogári defúnctis.
R/. Amen.

Santifica, Señor, esta oblación que te presentamos y mientras aceptas los deseos de tus fieles concede el descanso a los difuntos.
R/. Amén.

Quia tu es vita vivórum, sánitas infirmórum ac réquies ómnium fidélium defunctórum in ætérna sæcula sæculórum.
R/. Amen.
Porque tú eres la vida de los que viven, la salud de los enfermos, y el descanso de todos los fieles difuntos por todos los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página

Ad Pacem / Oración de la Paz
Multíplica nos, Dómine, humilitátis bono et caritátis stúdio; ut vivéntes in pace, fructum tibi exhibeámus iustítiæ.
R/. Amen.

Acrecienta en nosotros, Señor, el bien de la humildad y el celo de la caridad; para que, viviendo en la paz, podamos ofrecerte el fruto de la justicia.
R/.
Amén.

Quia tu es vera pax nostra et cáritas indisrúpta, vivis tecum et regnas cum Spíritu Sancto, unus Deus, in sæcula sæculórum.
R/. Amen.

Porque tú eres nuestra paz verdadera, caridad indivisible; tú, que vives contigo mismo y reinas con tu Hijo y el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

  Inicio página

Illatio / Acción de gracias
Æquum satis et iustum est, omnípotens Pater, ut tibi plebs tua déferat laudem, quam únici Fílii tui redemísti sánguine.
Ut enim opus tuum  usquequáque non tenerétur captívum, eúndem Únicum tuum dedísti vicárium; ut crucis perpéssus iniúriam, pérditum hóminem reparáret ad vitam.

Propter quod angélicæ potestátes non cessant laudáre, ita dicéntes:

Es muy justo y necesario, Padre omnipotente, que tu pueblo, redimido por la sangre de tu único Hijo cante tus alabanzas. Con el fin de que los hombres, obra tuya, no quedasen en cautiverio definitivamente, entregaste a tu único Hijo para que los substituyese, para que, aceptando la injuria de la cruz, devolviese la vida al hombre perdido.

Por esto, todos los ángeles y los santos no cesan de alabarle, diciendo:

Inicio página

Post Sanctus / Oración después del Sanctus
Vere sanctus, vere benedíctus Dóminus noster Iesus Christus Fílius tuus, qui solus est vita mortálium et immortálitas redemptórum.

Ipse Dóminus ac Redémptor ætérnus.

Santo y bendito es en verdad nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, sólo él es la vida de los hombres y la inmortalidad de los redimidos.

El mismo Señor y Redentor eterno.

Inicio página

Post Pridie / Invocación
Sanctificétur, quæsumus, Dómine, hæc obláta in honórem tui nóminis víctima; ut libántes ex ea hereditátem capiámus æternam.
R/.
Amen.

Te pedimos, Señor, que santifiques esta víctima ofrecida en honor de tu nombre, y que cuantos participaremos de ella obtengamos la herencia eterna.
R/. Amén.

Te præstánte, sancte Dómine, quia tu hæc ómnia nobis indígnis servis tuis valde bona creas, sanctíficas, vivíficas, ac præstas nobis, ut sint benedícta a te, Deo nostro, in sæcula sæculórum.
R/.
Amen.
Concédelo, Señor santo, pues creas todas estas cosas para nosotros, indignos siervos tuyos, y las haces tan buenas, las santificas, las llenas de vida, las bendices y nos las das, así bendecidas por ti, Dios nuestro, por los siglos de los siglos.
R/.
Amén.

Inicio página

Ad Orationem Dominicam / Introducción al Padre nuestro
Præceptiónis divínæ mémores, dilectíssimi fratres, oratiónem quam Christus suos Patrem dócuit semper oráre discípulos, nos quoque e terris proclamémus ad cælos. Recordando el mandato divino, hermanos carísimos, también nosotros desde la tierra elevemos hacia el cielo la oración, con que Cristo enseñó a sus discípulos a orar siempre al Padre.

Inicio página

Benedictio / Bendición
Fides, qua créditis Christum, perdúcat vos ad regna cælórum.
R/. Amen.
La fe, por la que creéis en Cristo, os conduzca al reino de los cielos.
R/. Amén.
Spes, qua sperátis ætérna, per patiéntiam, vos fáciat advérsa sustinére præséntia.
R/. Amen.
La esperanza, por la que confiáis alcanzar los bienes eternos, os haga soportar la dificultades presentes con paciencia.
R/. Amén.
Cáritas indefíciens et hic dulcédinem hóminum, et post consórtium vobis prælargiátur sanctórum.
R/. Amen.

El amor inagotable os obtenga ahora el favor de los hombres y después la compañía de los santos.
R/. Amén.

Per misericórdiam ipsíus Dei nostri, qui est benedíctus et vivit et ómnia regit in sæcula sæculórum.
R/. Amen.

Por la misericordia del mismo Dios nuestro, que es bendito y vive y todo lo gobierna, por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página

Completuria / Oración conclusiva
Refécti Christi córpore, sanguinéque páriter sanctificáti, Deo Patri omnipoténti grátias referámus; ut in eádem refectióne sanctificatiónem habéntes hic, in futúro sæculo glóriam percipiámus.
R/. Amen.

Nutridos con el Cuerpo de Cristo y santificados con su Sangre demos gracias a Dios, Padre todopoderoso, para que en virtud de tal alimento perseveremos aquí en una vida santa y consigamos la gloria en el reino venidero.
R/. Amén.

Per grátiam pietátis eius qui est benedíctus in sæcula sæculórum.
R/. Amen.

Por la gracia y la misericordia de Aquél que es bendito por los siglos de los siglos.
R/. Amén.

Inicio página


1. Las partes variables de la misa que aquí se ofrecen (textos eucológicos, cantos y lecturas) junto al Ordinario (Liber Offerentium u Oferencio) permiten componer la misa completa. Los textos latinos son los oficiales y están tomados del Missale Hispano-Mozarabicum I (pp. 691-692 y pp. 631-634) y del Liber Commicus I  (pp. 486-488). Los textos en español (no oficiales) están tomados de: Gibert, Jordi y Torné, Josep, Los domingos de Cotidiano. Cuadernos Phase nº 78, Barcelona 1997, pp. 52-54; oratio post gloriam de Ivorra, Adolfo (ed.), Misal Hispano-Mozárabe. Centre de Pastoral Litúrgica, Barcelona 2015, p. 498, y los bíblicos de La Santa Biblia, Ed. Paulinas.
(Se recuerda que hasta la fecha no existe misal oficial en español)
.

2. Cf. Bar 1,10-12; Dan 3,34 (N. de La Ermita).

 

 

Índice LiturgiaInicio página

© La Ermita. España MMXI-MMXV