La Ermita. Rito hispano-mozárabe

TEXTOS LITÚRGICOS ANTIGUOS

RITO HISPANO-MOZÁRABE

Liber Ordinum

 

LIBER ORDINUM (1)

Jarra con el óleo de los enfermos
EXORCISMO Y BENDICIÓN
DEL ÓLEO DE LOS ENFERMOS

 

I. EXORCISMUS OLEI CUM BENEDICTIONE SUA AD OMNEM LANGUOREM EXPELLENDUM IN SIGNO ET POTENTIA CHRISTI
EXORCISMO DEL ÓLEO CON SU BENDICIÓN PARA EXPULSAR TODAS LAS ENFERMEDADES POR EL SIGNO Y EL PODER DE CRISTO

In nomine Patris, et Filii, et Spiritus Sancti, regnantis in secula seculorum.
R/. Amen.

In tuo nomine, Deus omnipotens, et Ihesu Christi Filii tui Domini nostri signo, et virtute Spiritus Sancti, hanc creaturam olei exorcizamus simulque sanctificamus; quia ita benignus Dominus per suos apostolos declarare dignatus est, dicens: «Si quis infirmatur in vobis, inducat presbyteros ecclesiae, et orent super eum, ungentes eum oleo in nomine Domini et oratio fidei salvabit infirmum, et si in peccatis sit, dimittentur ei»; et iterum: «omnia possibilia esse credentibus» docuisti; et ut cunctum seculum tua claritate salvares, sic locutus es, dicens: «Petite et dabitur vobis, quaerite et invenietis, pulsate et aperietur vobis»; quapropter, Domine, tua ineffabili bonitate reperta, submissis precibus, credentes nullum alium nisi te, qui diversis morborum generitras celeriter subvenis, peritissimum medicum, imploramus, ut, apertis celis, Spiritus sancti velocitate deducta, virtutis tuae medicinam in hoc oleo propritius infundas.
R/.
Amen.

Descendat super hoc oleum potentiae tuae donum.
R/. Amen.

Descendat claritas et origo virtutum.
R/. Amen.

Descendat lenitas et puritas sanitatis.
R/. Amen.

Exorcizetur tuae crucis vexillo; benedicatur dextera maiestatis tuae; et corroboretur Filii tui Domini nostri redemptoris articulo.
R/. Amen.

Praesto sint, Domine, angeli et archangeli et omnis militia coelestis. Adsit apostolorum ac martyrum et fidelium sacerdotum servulorum tuorum dignitatis oratio.
R/. Amen.

Sub quorum presentia, dum in tuo nomine hoc unguentum atque potionis admixtum ad leniendum infirmis corporibus dederimus, continuo paragratis visceribus eorum omnem violentiam fellis evomant.
R/. Amen.

Prosit febribus et dysenteria laborantibus.
R/. Amen.

Prosit paralyticis, claudis, coecis, simulque vexatis. Quatarna, tertiana, et quotidiana excutiat frigora; mutorum ora resolvat; arentia membra reficiat.
R/. Amen.

Dementiam ad scientiam revocet.
R/. Amen.

Dolorem capitis, oculorum infirmitatem, manuum, pedum, brachiorum, pectoris simtil et intestinorum atque omnium membrorum tam intrinsecus quam extrinsecus, medullarumque dolorem expellat.
R/. Amen.

Somnum quietis infundat et salutem conferat sanitatis.
R/. Amen.

Si qua vero maligna vel venenosa nascentia in corporibus quorumcumque fuerint generata, tactus unguenti hujus omnes radicitus eorum arefaciat sationes.
R/. Amen.

Morsus vero bestiarum, canum rabiem, scorpionum, serpentium, viperarum atque omnium monstruosorum leniat dolores, et superinducta sanitate, plagarum sopiat cicatrices.
R/. Amen.

Impetum vero daemonum, vel incursiones spirituum immundorum, atque legionum malignarum vexationes, umbras et impugnationes, artes quoque maleficorum chaldeorum augurum, et divinorum incantationes, et venena promiscua, quae per spiritum immundum et virtutem nefandam et exercitia diabolica conficiuntur, iubeas, Domine, per hanc invocationem tuam ab imis visceribus eorum omnia expelli, ut exiens inimicus de corporibus famulorum tuorum, confusus et excruciatus, nullam in eis maculam relinquens, a tuis sanctis angelis constringatur, et in inferno, sicut eum expectat digna sententia, gehennae ignibus mancipetur, nec ultra habeat ad eos ingrediendi locum, sed salvati famuli tui ad his omnibus malis referant honori tuo laudes in iperpetuum sempiternas et sciant quia tu es Deus, inseparabilis Trinitas, qui regnas a cunctis seculis et nunc et per immortalia saecula saeeulorum.
R/. Amen.

En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo que reina por los siglos de los siglos.
R/.
Amén.

En tu nombre, Dios todopoderoso, y en nombre de Nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, y por el poder del Espíritu Santo, exorcizamos y santificamos este óleo, puesto que el Señor en su bondad se ha dignado decir por boca de los Apóstoles: «si alguno de entre vosotros está enfermo, llame a los presbíteros de la Iglesia, y oren sobre él, ungiéndolo con óleo en el nombre del Señor y la oración de fe salvará al enfermo, y si estuviera con pecados, se le perdonarán»;2 has enseñado incluso: «todo es posible a quienes creen» 3. Y para salvar al mundo entero en tu esplendor has dicho: «Pedid y se os dará, buscad y encontraréis, llamad y os abrirán» 4. Por esto, Señor, conociendo tu bondad inefable, rogándote humildemente, y poniendo nuestra fe sólo en ti, date prisa en librarnos de toda clase de males; a ti, verdadero médico, imploramos abras las puertas del cielo y hagas descender rápidamente tu Espíritu Santo a fin de comunicar con valentía la medicina de tu poder a este óleo.
R/. Amén.

Descienda sobre este óleo el don de tu potencia.
R/. Amén.

Descienda el esplendor y el origen de las virtudes.
R/. Amén.

Descienda la suavidad y pureza de la salud.
R/. Amén.

Que el óleo sea exorcizado por el signo de la cruz. Que sea bendecido por tu mano soberana. Que sea poderoso por la palabra de tu Hijo, nuestro Señor y nuestro Redentor.
R/. Amén.

Que se hagan presentes aquí, Señor,  los ángeles, los arcángeles y todo el ejército celestial. Que se haga presente la oración de los apóstoles, de los mártires y de los sacerdotes, dignos servidores de los fieles.
R/. Amén.

Cuando en su presencia nosotros apliquemos en tu nombre este ungüento, en forma de unción o bebida, a fin de aliviar las enfermedades en sus cuerpos, que salgan inmediatamente de su carne todas las violencias del dolor.
R/. Amén.

Sea útil a las fiebres y a la disentería de los que trabajan.
R/. Amén.

Aproveche a los paralíticos, mudos, ciegos y también a los vejados. Fiebres cuartanas, tercianas y cotidianas las expulse enfriándolas; despegue la boca de los mudos; restablezca los miembros secos.
R/. Amén.

Revoque por la ciencia la demencia de la mente.
R/. Amén.

Expulse el dolor de cabeza, la enfermedad de los ojos, manos, pies, brazos, pecho así como de los intestinos y de todos los miembros tanto externos como internos, y el dolor de la médula.
R/. Amén.

Infunda un sueño sereno y confiera la salud de la sanidad.
R/. Amén.

Si se generasen tumores malignos o venenosos en los cuerpos de cualquiera, el contacto de este ungüento seque de raíz todos los brotes de ellos.
R/. Amén.

Alivie los dolores por la mordedura de animales, la rabia de los perros, de los escorpiones, de las serpientes, de las víboras y de todos los monstruos, y recobrada la salud, apacigüe las cicatrices de las heridas.
R/. Amén.

Manda, Señor, por la invocación de tu nombre, que sean expulsados del cuerpo de tus fieles los ataques de los demonios, o los asaltos de los espíritus inmundos, también las persecuciones de las legiones malignas, las tinieblas, los ataques y maleficios de los magos, los encantos de los adivinos y todas las fechorías sin distinción del espíritu inmundo, de las potencias nefastas y de las prácticas diabólicas. Que el enemigo sea echado fuera del cuerpo de tus siervos abatidos y probados, que él no deje mancha alguna en ellos. Que sea encadenado por tus ángeles y echado en el infierno, como lo exige un juicio justo, al fuego de la gehenna y que él no pueda más hacer mal a tus siervos; salvados de todos estos males, rindan en tu honor alabanzas eternas y que ellos sepan que tú eres Dios, Trinidad indivisible, que reinas por los siglos ahora y siempre y por siglos eternos.
R/. Amén.


NOTA

1. Textos latinos tomados de Chavasse Antoine. L'onction des infirmes dans l'Église latine du IIIe siècle à la reforme carolingienne les textes. En: Revue des Sciences Religieuses, tomo 20, fasciculo 1-2, 1940; pp. 100-104. Cf. Marius Férotin, OSB. Le Liber Ordinum en usage dans l’Église wisigothique et mozarabe d’Espagne du cinquième au onzième siècle. Monumenta Ecclesiæ Liturgica, Vol. V. París 1904, col. 7-11.
Traducción: Óleo de enfermos: bendición en el contexto de la Misa crismal. Enciclopedia Católica, ACI Digital. Dir. José Gálvez Krüger.
2. Sant 5,14-15.
3.
Mc 9,23.
4. Mt 7,7.

 

Índice Liber OrdinumInicio página

ÍNDICE GENERAL DE "LA ERMITA"

© La Ermita - España MMXX